El Diálogo Social Autonómico está resultado ser una pieza clave para la protección de los trabajadores y trabajadoras

    La apuesta de los sindicatos mayoritarios, las patronales, y el Govern de les Illes Balears, de utilizar la Mesa de Diálogo Social Autonómico, se ha configurado como la clave de bóveda para dar mayor protección -durante la crisis provocada por la pandemia del COVID- a los trabajadores y las trabajadoras, tanto de las islas como para el resto del estado español.

    03/05/2020.
    Consolat de Mar

    Consolat de Mar

    Muestra de lo anterior, ha sido la propuesta surgida de la Mesa de Diálogo Social Autonómico elevada al Gobierno de España, y aceptada, por la cual se flexibilizaban las condiciones de los Expedientes de Regulación de Empleo (ERTE) por fuerza mayor, permitiendo la incorporación a los puestos de trabajo de los trabajadores y trabajadores, de manera ordenada y en función de las necesidades de la producción.

    Esta norma evita que decaiga el ERTE por fuerza mayor, manteniéndose en el mismo los trabajadores que, por mor de la reducción de la producción, no es necesaria su incorporación en su puesto de trabajo. De esta manera se evitan despidos, se prolongan las prestaciones para los trabajadores y las trabajadoras, y se mantiene la vinculación con la empresa.

    Estas medidas excepcionales, debidas a la dura crisis que estamos atravesando fruto de la pandemia, se traducen en dotar de una mayor flexibilidad a las empresas siempre con la condición de mantener el empleo y, por tanto, dando una mayor seguridad a los trabajadores y las trabajadoras.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.